¿PODRÍA EL TESTING DESAPARECER?

      Por Lorena Galvis - Directora Comercial

Con la constante evolución de las necesidades de negocio y por ende de los sistemas para poder adaptar rápidamente a las mismas, se plantean cada vez más métodos que ayuden a lograr estos objetivos muy rápidamente, lo cual conlleva a constantes cambios, tanto desde la forma de idear los proyectos estratégicos de las organizaciones como la ejecución de los mismos.

Por esto en la actualidad las metodologías ágiles son tendencia, puesto que, usándolas de forma adecuada le permite a las organizaciones plantear y replantear sobre la marcha un mismo proyecto, obteniendo mejores resultados que si se pensase en el 100% del sistema desde el inicio.

Ahora bien, con el componente testing funciona muy similar, pues mucho se ha dicho que tiende a desaparecer, o que lo podría garantizar el equipo de desarrollo, y esto puede llegar a ser cierto, el testing como se venía concibiendo si tiende a caducar, para darle cabida al testing  evolucionado, puesto que sólo probar (testing funcional) ya no es suficiente, se requiere de integrar nuevos modelos que garanticen la calidad del sistema, teniendo como objetivo principal responder al Time to Market del negocio, y sostener como principio que no es una opción renunciar a la calidad del sistema.

Entonces se convierte en un gran reto conjugar estas dos importantes variables: Time to Market (tiempo + soluciones innovadoras) + sistemas, que funcionen perfectamente; para lograrlo sólo existe un camino y es el de integrar nuevos modelos de calidad de software, los cuales consisten no sólo en garantizar la funcionalidad del sistema, sino lograr que todos los componentes del ecosistema funcionen de forma adecuada, para lo cual se incorpora métodos como pruebas tempranas, desarrollo basado en pruebas, pruebas ágiles, ingeniería de performance, entre otros.

Para lograr el objetivo del Time to Market y la eficiencia de los recursos, se hace necesario recurrir a la automatización de pruebas, siendo más que una sencilla tarea de tener flujos automáticos de pruebas que se puedan correr en cualquier momento, se deben incorporar tendencias como RPA (Robotic Process Automation), integración continua, despliegues automáticos, y lograr que personas con pocos conocimientos en automatización puedan hacer uso de estas herramientas.

Planteado de esta forma entonces se puede afirmar que el testing sí podría desaparecer, pero el testing tradicional, el basado en procesos robustos y pruebas manuales, el que no involucra otro tipo de pruebas, el que no se hace desde el inicio, y le da bienvenida al testing evolucionado, el que se adapta a los continuos cambios, el que permite adaptarse a las nuevas tendencias sin perder la esencia del testing, el cual básicamente transmite confianza, por ello despedimos el concepto Probar e incorporamos los conceptos Control y Aseguramiento de Calidad de Software.